Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Amaya Valdemoro’

Son las 00:20. Aún con la alegría en el cuerpo y la adrenalina activa tras el partidazo de cuartos de final del Mundial de baloncesto femenino en el que España ha remontado un partido malo y ha conseguido ir a prórroga y ganarlo, aquí estoy con un cabreo monumental.
Contenta porque el deporte femenino español ha hecho historia. Como mínimo seremos cuartas (mejor resultado, por cierto, que el de la selección masculina). Y como máximo, mañana veremos. Hueso duro de roer, las mejores del mundo en frente. Partidazo de lujo y a morir en la pista frente a Estados Unidos. Un país donde se puede ser deportista y vivir de ello de verdad, donde hay becas desde los institutos y la universidad para que sus deportistas puedan ser los mejores.
Las nuestras no tienen tanta suerte. Casi ni patrocinadores. Ni siquiera el respeto informativo que se merecen. Miro y remiro el periódico más leído en España- tras el Marca-, el referente periodístico, El País. Y no encuentro nada. Sólo una referencia, la última línea en la sección de baloncesto de un partido, ¡de hace días!!!!!!
Vergüenza.
Hartazgo
Harta de que pasen los años y lo que hagan las mujeres sea secundario (excepto si se pegan en un partido, están buenorras o se dopan, ahí sí son noticias en el mundo del deporte).
Tenemos- como mínimo- al cuarto mejor equipo del mundo de baloncesto femenino. Tenemos a grandísimas jugadoras que se han ganado el respeto fuera de nuestras fronteras, jugando en grandes equipos y en la WNBA. Tenemos una cantera que viene pisando fuerte. Pero, ¿quién las conoce? Cierto es que frente al desprecio de El País otros medios españoles cubren la noticia como toca. Pero el respaldo social queda lejos del que reciben los deportistas masculinos.
El baloncesto es un deporte de masas, lo practican millones de personas a lo largo de todo el planeta. Y España está destacando notablemente. Y no sólo los chicos. Las chicas también. Pero ellas sin apoyos, sin campañas mediáticas, sin anuncios especiales en los bancos, en la tele.
Es una vergüenza. Y yo estoy harta.
Adoro verlas jugar. En la liga femenina y en la selección. Voy siempre que puedo a ver al Ros, un equipazo que es un lujo (aunque este año sus cracks españolas se han repartido entre varios equipos). Porque hay esfuerzo, disciplina, años de sacrificio, valores de equipo, superación. Y espectáculo. Velocidad. Da gusto verlas. No necesito mates para engancharme a este deporte.
Un partido como el de hoy es todo un homenaje a la vida. Nunca hay que perder la esperanza aunque todo esté en tu contra. Hay que luchar, luchar y salir adelante. No rendirse. Y con suerte y esfuerzo, sales ganando. En ningún momento dejé de confiar en ellas.
Mil gracias chicas por la ilusión compartida, por pelear, por abrir el camino a las nuevas generaciones de deportistas que algún día recibirán el reconocimiento que ustedes hoy no están recibiendo. A todas, pero especialmente a Amaya Valdemoro, por ser tan grande, por asumir responsabilidades en los momentos difíciles. Grande, grande.
Mañana, a por Estados Unidos. El resultado, qué más da. ¿Que rompemos las apuestas? Un sueño (hoy ha caído Australia, todo es posible). ¿Que no? El espectáculo está servido. Y luego, si no, a por el bronce. Y mientras, a ver buen baloncesto, buen deporte. Desde el salón de casa las estaremos animando, sufriendo con ustedes. Disfrutando con ustedes. Quién pudiera estar en la cancha, en vivo.
¡A por ellas!!!! 
PD: Mandaré el enlace de este blog al defensor del lector de El País. Lo mínimo que podemos hacer: quejarnos de este machismo insoportable.

Sábado.

El País incluye al fin una noticia de la victoria pero no en portada, en la sección de deportes y en la parte inferior. Anoche a la 1 de la mañana no habían puesto ninguna noticia, cosas que otros medios como La Razón y el Mundo sí habían hecho (no me fijé si Público también). Medios que sí incluyen en portada esta victoria.

Algunos enlaces a la cobertura de quien considera esta noticia motivo de portada:

La Razón

El Mundo

Público

Las Provincias

Cadena Ser

Marca (preciosa crónica, por cierto)

As

Read Full Post »

Bueno, las chicas del basket español se estrenaron pero con muchos nervios y bastante descontrol. Pueden jugar mucho, muchísimo mejor que lo que hicieron hoy. Eché de menos la garra, el liderazgo de algunas jugadoras, como Amaya, que estaba completamente desaparecida y que cometió errores destacables. Psicológicamente estaban derrotadas, ninguna de las veteranas tiraba con ilusión- sólo cabreo-y espero-estoy segura- que cambiarán el chip. Porque son muy buenas y aunque aún nos queda mucho para tener pivots a la altura de nuestras bases y aleros, eso no ha supuesto un freno hasta ahora. Me quedé muy contenta con la mallorquina, Torrens, y con el imparable desarrollo de Montañana (que vuelve al Ros, qué maravilla!!!!! Elisa, Laia, Anna, Amaya, Marina y las extranjeras!¿Vendrá nuestra alcaldesa a los partidos o aquí en Valencia sólo interesa el fútbol-masculino, claro?).

La verdad es que estoy disfrutando mucho de lo que he visto en estas olimpiadas. Desde las 8 y 15 gravitando en torno a la tele. Pero es que es un lujo: por una santa vez, el deporte tiene el lugar que se merece. Porque ante el imperio del fútbol masculino en nuestro país, pocas modalidades reciben el apoyo y el respeto que merecen. Un respeto por los y las atletas, que para mí es indescriptible. Esa disciplina, ese coraje, ese afán de superación… Me he emocionado tanto con la cara de la victoria del ciclista Samuel Sánchez como con la impotencia de la joven esgrimista Araceli Navarro, quien pedía desesperada que por favor le colocaran el hombro en su sitio para seguir compitiendo. Algo podrían aprender los niñatos mimados del fútbol de élite de estos deportistas (remo, badminton, esgrima, etc. etc.), desconocidos/as para la mayoría de los españoles, que sin sus astronómicos sueldos- a veces, teniendo que compaginar el trabajo en cualquier sitio con el entrene- nos permiten recordar qué era esto del deporte y por qué es tan maravilloso.

En fin, a seguir disfrutando. Espero con ilusión más partidos de basket y ver prontito a Carla Suárez. Si algún día llego a tener bastante dinero- a este ritmo, no sé yo- me encantaría poder invertir en el deporte base, sobre todo femenino, que lo tenemos más crudo. Y ya que estamos, ¿alguien sabe dónde se puede jugar al badminton en Valencia? Me encanta ese deporte, pero no encontramos donde practicarlo.

Read Full Post »