Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘tenis’

Ayer me quedé estupefacta. Vi las imágenes en las que David Ferrer en un descanso del partido que a la postre perdió, tras un monólogo contra sí mismo en alto, se enfadó y respondió con un comentario profundamente machista a la jueza de silla que le recriminó el show que estaba montando.

Es normal, tú eres una chica. Las chicas no pueden hacer nada, nada. No pueden hacer nada.

Se ha disculpado- ya sería el colmo que no lo hiciera- pero lo más grave es lo que subyace en el subconsciente de este hombre joven de tan sólo 26 años. Porque lo que no está, no sale. Y si sale, es porque está. Y eso es lo que más me preocupa. Mucho.

La cuestión es ¿por qué ese comentario? De todo lo que podría haberle dicho a esa juez, ¿por qué cuestionar su legitimidad por el hecho de ser mujer? Sencillo: porque es lo que la cultura occidental- en la que vivimos- lleva haciendo unos cuantos miles de años. Lo cual demuestra que por encima de los discursos igualitarios subyace papá Aristóteles con mucha fuerza aún. Y no me mola nada, nada.

El otro día también me quedé estupefacta cuando otro hombre, mayor que Ferrer, pero no más de 20 años que él, de izquierdas, me decía completamente convencido que el feminismo era lo mismo que el machismo. El contexto no permitía un debate abierto- reunión familiar-, pero llegó un punto en el que tuve que pedirle que lo dejara porque, como feminista, me estaba ofendiendo. ¿Acaso la democracia es lo mismo que la dictadura? ¿el racismo o la homofobia que los movimientos de derechos civiles? ¿Quien asesina que quien intenta evitar los asesinatos?

Me alucina cómo el machismo pervive con tanta fuerza sutil. Y me preocupa, porque son muchos los hombres que no entienden las medidas de acción positiva y que se consideran discriminados por ellas. El sistema muy inteligentemente ha manipulado y/o ignorado la importancia de uno de los movimientos de liberación más importantes que ha vivido el ser humano: el movimiento feminista. Y que no sólo ha sido crucial para que las mujeres podamos dejar de ser esclavas, sino que también ha permitido a los hombres disfrutar de lo emocional, del cuidado, no tener que ser a la fuerza un patriarca insensible y violento. Los hombres por la igualdad son un reflejo claro de esa evolución.

Pero salvo grupos concretos, amigos cercanos, algún que otro personaje público, el panorama me preocupa. Este supuesto apoyo al fin de la histórica sumisión y negación de las mujeres como personas y ciudadanas se llena de matices. Y, no lo puedo evitar, me hace estar alerta. Porque no me fío.

Porque cuando menos te lo esperas, ¡zas! el subconsciente callado despierta. Y luego ya es tarde para pedir disculpas: el problema sigue estando ahí. Se llama ignorancia. Falta de empatía. Siglos de dominación, de ser el amo, el patriarca, el que corta. Y no va a resultar tan fácil asimilar que la igualdad supone vivir sin privilegios y que para poder llegar a la igualdad, hay que hacer todo lo posible para que el punto de partida sea el mismo para los dos géneros, cosa que hoy es una quimera (para la mujer respecto a los hombres: sueldos más bajos, más exigencias, presunción de incapacidad, responsabilidad en el cuidado del entorno familiar y social, acoso laboral, menor presencia en los MCM, invisibilidad en el canon histórico, literario, etc. etc.)

Cuánto camino por recorrer, cuánto… No pierdo el optimismo, pero no bajo la guardia ni un pelo.
Evidentemente el discurso no queda aquí, porque hay otras cuestiones que se entrelazan con el factor género. Por eso los binomios no me gustan nada: no es cuestión de hombres malos/mujeres buenas, sino sistema machista que oprime y amarga la existencia de hombres y mujeres con unos roles y un imaginario atroz. Sistema racista, homófobo, que ataca la diversidad y que sólo promueve un modelo como norma del que se sale la inmensa mayoría de la humanidad (por su piel, edad, tamaño, diversidad funcional, género, orientación sexual, etc. etc. no normativa).

Vamos, que hay que seguir peleando. Y muuuucho.

Read Full Post »

Gracias, Carla

No pudo ser el pase a semifinales, pero lo importante es que tenemos otra promesa en ciernes. Entre Arancha y Conchita hasta hoy ha habido varias tenistas que prometían- varias canarias entre ellas- pero no sé muy bien qué ha pasado.

Lo que está claro es que esta niña ha jugado de escándalo, ha adelantado 80 puestos en la ATP en sólo una semana y que tiene mucho que ofrecer aún.

Hacía tiempo que no vibraba con una tenista española, con ese coraje y valentía, y por eso quiero darle las gracias a Carla Suárez. Incluso perdiendo ha demostrado la clase que tiene (Nicolás Almagro, que perdió contra Nadal, se comportó como un crío absoluto).

Carla, cuentas con otra fan.

Gracias a la 2 por retransmitir el partido. Ha sido un lujo poder ver, por fin, un partido entero de esta canariona.

Read Full Post »

Si normalmente los desfiles militares me resultan un absurdo, hoy me ha resultado una putada. Porque entre que el TDT en mi barrio es de coña (sólo pillo 11 canales cutres) y que Teledeporte es un canal fantasma en internet, no he podido ver un super partido de tenis entre la nueva promesa del tenis español, Carla Suárez, y la italiana Flavia Penneta, que es lo que tocaría ver en la 2 un domingo. Y no un desfile de testosterona condensada.

Hemos pasado el partido buscando algún canal que retransmitiera el partido online- sin conseguirlo- y lo hemos tenido que seguir viendo la puntuación en la web oficial de Rolland Garros. ¡Imaginación al poder!

No sé cómo lo haré, ¡pero ese partido de cuartos lo tengo que ver como sea!

Si algún día me hago millonaria- yo qué sé, la vida da muchas vueltas- montaré un canal temático de deporte hecho por mujeres. Con calidad. Y respeto. Porque hay que tener una wija para ver el deporte femenino en nuestro país (o cualquier deporte que no sea el fútbol, motos o F1).

Felicidades, Carla. ¡¡Despertando pasiones dormidas!! (ver jugar a Arantxa era todo un subidón)

Read Full Post »

Son horas de irse a la cama y no de escribir, pero cuando veo cosas injustas, no puedo contenerme. Me explico. Hoy en el informativo nocturno de Cuatro, en la sección de deportes, estuvieron hablando de varias cosas. De Pau, Gasol, de absurdeces varias que ni recuerdo, y el paso de los españoles por Roland Garros. Todo chicos.

Y justo olvidan mencionar la victoria más significativa del día: la de Carla Suárez a Mauresmo. No lo digo yo, lo dicen los corresponsales de TVE en París. Y otros medios deportivos.

Una joven promesa canariona del tenis que es tratada como se suele tratar a las deportistas españolas: con desprecio.

Bravo, compañeros de Cuatro. Al menos El País recoge esta hazaña-algo excepcional (lo de El País). Porque del machismo patrio en el deporte no se libran ni los progres.

Read Full Post »